Tomamos la definición que da la “Asociación de Empresas de Energías Renovables” para saber cuáles son las energías renovables y mostrar el valor que posee su uso en lo que a ahorro económico y conservación del medio ambiente supone:

Las energías renovables son aquellas que se obtienen de fuentes naturales inagotables a escala humana, bien porque el recurso dispone de una cantidad de energía inmensa, bien porque el recurso tiene la capacidad de regenerarse de manera natural.

La utilización de energías renovables es muy antigua. Los molinos y la navegación a vela son dos ejemplos claros de este uso. En la actualidad, las energías renovables constituyen fuentes de abastecimiento energético autóctonas y respetuosas con el medio ambiente. (Fuente: Asociación de Empresas de Energías Renovables)

Esta definición nos lleva a pensar que su uso es una de las mejores alternativas de futuro, por lo que es necesario potenciar su consumo, ya sea a nivel individual o colectivo. Y es que cada vez son más frecuentes las viviendas que optan por las placas solares, ya que en nuestra tierra, la energía solar es una de las que más valor y sentido tienen. Pero no sólo se observa en las viviendas, también a nivel municipal. En la actualidad, ya hay localidades que cuentan con grandes centrales solares que dan suministro a su zona y alrededores. Por no decir los edificios municipales que cuentan en sus instalaciones con sofisticados sistemas adaptados a este tipo de energía fotovoltaica.

Si bien es cierto que es necesaria una inversión para adaptar las viviendas a este tipo de energía, en la actualidad existen subvenciones que ayudan a los usuarios a que puedan llevarla a cabo con mayor facilidad. Esta información está a su disposición en el área de Medio Ambiente del Ayuntamiento de Utrera, donde les asesorarán al respecto.

Las energías renovables son inagotables, no dañan el medio ambiente y suponen una inversión de futuro.