Algo tan habitual y común en nuestros hogares como son las pilas que utilizamos para que funcionen distintos aparatos, ¿sabéis en qué proporción pueden contaminar el agua? Te damos algunos datos verdaderamente sorprendentes:

  • Una pila de mercurio puede contaminar 600 mil litros de agua.
  • Una pila de zinc-aire puede contaminar 12 mil litros de agua.
  • Una pila de óxido de plata puede contaminar 14 mil litros de agua.
  • Una pila alcalina puede contaminar 167 mil litros de agua.
  • Una pila de carbón-zinc puede contaminar 3 mil litros de agua.
    Fuente: Greenpeace

Teniendo presente la toxicidad que poseen y su alto poder contaminante, es importante conocer cómo reciclarlas una vez que han cumplido con su vida útil.
En este sentido, existen fundaciones como Ecopilas, Fundación para la Gestión Medioambiental de Pilas, que se dedica a la recogida de estos residuos que se depositan en los distintos puntos limpios, contenedores municipales, industrias, etc, que existen. También realiza actividades para concienciar sobre la importancia de reciclar.

Los lugares donde con mayor frecuencia se suelen instalar los contenedores de pilas suelen ser los edificios municipales, centros comerciales, comercios de electrónica, entre otros. En general, puntos que son frecuentados diariamente por un gran número de personas o en los que pueden adquirirse estas baterías.

En cualquier caso, ante cualquier duda sobre dónde depositar pilas en desuso, está a su disposición la delegación de Medio Ambiente del Ayuntamiento de Utrera, donde les informarán de los contenedores y puntos limpios disponibles en la localidad. Del mismo modo, a través de la web de Ecopilas, pueden conocer los puntos de recogida en otras localidades y ciudades.